Browsing articles in "Guía Reciclaje Residuos"

Guía de gestión energética en zonas verdes y campos de golf (2012)

dic 5, 2012   //   by lodosmurcia   //   Guía Reciclaje Residuos, Medioambiente, Noticias  //  33 Comments

 

 

En la Comunidad de Madrid, tanto los ciudadanos como las distintas Administraciones son conscientes de la importancia de proteger y mantener adecuadamente las zonas verdes, y en la medida de lo posible, fomentar el desarrollo de otras nuevas. Éstas son imprescindibles por los beneficios que reportan a las personas y porque contribuyen de manera notable a reducir el deterioro de los núcleos urbanos.

 

Esta guía, pretende abordar la gestión energética en zonas verdes y campos de golf, abarcando parques, jardines y campos deportivos, tanto de uso público como privado. Para alcanzar el ahorro y la eficiencia energética de las zonas verdes es imprescindible trabajar el binomio agua/energía, de esta manera los autores describen la relación entre el consumo de agua y el consumo de energía.

 

Para ello, se han recopilado los datos de las zonas verdes de distintos Municipios de la Comunidad de Madrid, se han analizado los sistemas de los que constan estos espacios, y se han presentado los cálculos para su estudio. Todo ello hace que esta guía sea una buena herramienta de gestión de la eficiencia energética, pues da a conocer a profesionales y al público en general la utilidad y la importancia de adoptar algunas de las medidas propuestas. De estos datos conviene resaltar como máximo exponente Madrid, cuyos parques y jardines ocupan una extensión superior a las 250.000 hectáreas y en sus calles hay más de 248.000 árboles.

 

Por este motivo, la Dirección General de Industria, Energía y Minas y la Fundación de la Energía de la Comunidad de Madrid, editan esta Guía de gestión energética en zonas verdes y campos de golf, dirigida tanto al público profesional como al ciudadano, con el objetivo de dar a conocer las medidas a seguir para la mejora del ahorro y la eficiencia energética.

 

Esta publicación es descargable en formato pdf desde la sección publicaciones de www.fenercom.com

 

Via:  fenercom.com

Enlaces de entidades relacionadas con la Gestión de Residuos

dic 2, 2012   //   by lodosmurcia   //   Guía Reciclaje Residuos, Noticias, Reciclaje, Residuos  //  1 Comment

 

 

Enlaces de entidades relacionadas con la gestión de residuos

 

ASOCIACIONES ESPAÑOLAS:
 
Instituto Nacional de Estadística-Residuos
Red Española de Compostaje
Instituto para la Sostenibilidad de los Recursos
Asociación Técnica para la Gestión de Residuos, Aseo Urbano y Medio Ambiente
Asociación Empresarial Valorización R.S.U (AEVERSU)
Asociación de Empresas Gestoras de Residuos y Recursos Especiales
Asociación Nacional de Fabricantes de Pasta, Papel i Cartón 
Asociación Española de Recuperadores de Papel i Cartón
Ecovidrio
Asociación Nacional de Fabricantes de Envases de Vidrio
Ecoembes
Federación Española de Transformadores y Manipuladores de Plásticos
Asociación Española de Industriales de Plástico
Instituto Tecnológico del Plástico
Entidad para el Reciclado de los Residuos Plásticos en España
Confederación Española de Organizaciones Empresariales del Metal
Asociación del Reciclado del Aluminio
Consejo Internacional sobre Metales y Medio Ambiente
Asociación Española de Recogedores de Pilas, Acumuladores y Móviles
Composta en Red
Federación Española de la Recuperación y el Reciclaje (FER)OTROS ENLACES SOBRE ORGANISMOS RELACIONADOS CON LOS RESIDUOS DE LAS CCAA:
 
Punto Focal de Residuos de Cantabria
Àrea Metropolitana de Barcelona
Associació de Municipis Catalans per la Recollida Porta a Porta
Portal Progremic: Programa per a la Gestió de Residus Municipals de Catalunya
Red de Centros de Información de Residuos de la Comunidad de Madrid
CRANA. Fundación Centro de Recursos Ambientales de Navarra
Oficina de Promoción del Reciclado de Navarra
Ihobe. Sociedad Pública de la gestión y protección del Medio Ambiente
Portal de Medio Ambiente de Guipúzcoa
ORGANISMOS Y ASOCIACIONES EUROPEOS: 

European Commission, Environment. Waste
Eurostat. European Commission 1
Eurostat. European Commission 2
ACR+. Asociación de ciudades y regiones para el reciclaje y la gestión sostenible de los recursos
European Compost Network 
ISWA International solid waste association
European Federation of Waste Management and Environmental Services
Europe’s Recycling Marketplace 
Confederación Europea de las Industrias de Papel
Asociación de Productores Europeos de Aceros para Envases

ORGANISMOS INTERNACIONALES: 

OCDE
Convenio Basilea
NNUU

PAÍSES 

  • ALEMANIA:

Federal Ministry for the Environment, Nature Conservation and Nuclear Safety
The Federal Environment Agency (Umweltbundesamt)

  • BELGICA:

IBGE. Bruxelles Environnement

  • FRANCIA:

Agence de l’Environnement et de la Maîtrise de l’Energie
France Nature Environnement

  • PORTUGAL:

Servicio intermunicipal de Gestión de Residuos de Grande Porto

  • REINO UNIDO:

Department for Environment, Food and Rural Affairs
Waste & Resources Action Programme
Love food hate waste

  • NORUEGA:

State of the Environment Norway

  • SUIZA:

Department of the Environment, Transport, Energy and Communications

  • ESTADOS UNIDOS:

Environmental Protection Agency 
Department of Resources Recycling and Recovery (CalRecycle) de California
Department of environmental conservation de Nova York

  • CANADA:

Environment Canada
Recycling Council of British Columbia de Canada
Ministerio de Medio Ambiente de Ontario

  • NUEVA ZELANDA:

Ministerio de Medio Ambiente

Fuente: MARM

Via:  catedraecoembesdemedioambiente.blogspot.com.es

Guía para la correcta gestión de Residuos ELECTRONICOS en la uco

nov 29, 2012   //   by lodosmurcia   //   Guía Reciclaje Residuos, Noticias, Reciclaje, Residuos  //  1 Comment

 

 

 

En los últimos años se ha multiplicado de manera importante la presencia de equipos electrónicos en nuestros hogares y oficinas.

 

Debido a los grandes avances en tecnología, los aparatos eléctricos y electrónicos quedan obsoletos en poco tiempo y son rápidamente sustituidos por equipos nuevos, convirtiéndose así en residuos que, además, tienen una composición compleja.

 

Esto ha convertido la gestión de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE) en un reto medioambiental de primer orden que implica unas necesidades muy concretas de manejo, transporte y tratamiento.

 

Para asegurar la correcta gestión de dichos residuos en la UCO, el SEPA ha elaborado un práctico resumen para que esta tarea resulte más fácil y cómoda para todos los usuarios.

 

 

Pincha en el enlace siguiente:

Guía para la correcta gestión de Residuos Electrónicos en la UCO

Vía:  uco.es

Confemadera asesora a las empresas del sector en materia de gestión de residuos y eficiencia energética a través de una guía

nov 27, 2012   //   by lodosmurcia   //   Eficiencia Energética, Guía Reciclaje Residuos, Noticias, Reciclaje, Residuos  //  3 Comments

La Confederación Española de Empresarios de la Madera (CONFEMADERA) ha editado, en el marco del proyecto Ecoinnovación Madera, la “Guía práctica de gestión de residuos y eficiencia energética en el sector de la madera y el mueble” con el objetivo de fomentar la eco-innovación y sostenibilidad en las PYMES de esta industria.

El proyecto, cofinanciado por el Fondo Social Europeo en el marco del Programa empleaverde de la Fundación Biodiversidad, adscrita al Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, y con la colaboración de la Fundación Española de la Madera, pretende con esta guía dotar a las empresas del sector de la madera y el mueble de una herramienta de apoyo para impulsar la eficiencia energética y la mejor gestión de sus residuos.

Asimismo trata de informar y sensibilizar en materia de gestión de residuos y eficiencia energética a empresarios y trabajadores, así como facilitar al empresario y al trabajador el desarrollo de buenas prácticas en estas materias.

Para llevar a cabo estos objetivos la guía desarrolla en el apartado de gestión de residuos: conceptos básicos, tipología de residuos, identificación y caracterización de los mismos, tratamiento y minimización de los residuos generados, recuperación y valorización de la madera, y normativa.

En la parte de eficiencia energética se desarrolla: conceptos básicos, tipos de energía, consumo de energía en el proceso productivo, principales ineficiencias energéticas, medidas de ahorro y mejora, así como auditoría y normativa energética.

El ámbito geográfico del estudio para la realización de esta Guía ha tenido lugar en empresas del sector en Castilla la Mancha, Extremadura, Murcia, La Rioja y Cataluña.

La Guía se puede descargar de forma gratuita en el siguiente enlace, http://goo.gl/HNa7b o en la página web de CONFEMADERA en la sección de publicaciones de la sala de prensa.

Entre las acciones del proyecto Ecoinnovación Madera se están realizado, además, una campaña de sensibilización a través de un folleto y un video divulgativo, la creación de una red empresarial digital, un servicio de asesoramiento personalizado para empresas, cursos a distancia de ecodiseño y de tratamiento de residuos y eficiencia energética, una jornada sobre gestión de residuos, control del gasto energético en las empresas y promoción del ecodiseño, y un estudio para el desarrollo de una metodología para la implementación de la ecoinnovación en el sector madera-mueble.

Más información sobre la actualidad de la industria de la madera en www.confemadera.es ,www.vivirconmadera.infowww.construirconmadera.org

Via: ecoticias.com

Las ocho principales energías renovables

ago 28, 2012   //   by José Manuel   //   Energias Renovables, Guía Reciclaje Residuos, Noticias  //  5 Comments

 

El desarrollo tecnológico de las renovables es cada vez mayor y ofrece muchas variedades de energía limpia e inagotable

 

  • ALEX FERNÁNDEZ MUERZA

– Imagen: Dominic Alves –Las renovables producen una energía limpia e inagotable y son la alternativa lógica y ecológica a los combustibles fósiles y contaminantes que dominan en la actualidad el panorama energético, según sus defensores. Su potencial es enorme y algunos expertos consideran que la unión y el desarrollo de todas sus variedades podría cubrir de sobra las necesidades energéticas de toda la humanidad. Este artículo señala y explica las ocho principales energías renovables: biocombustibles, biomasa, cogeneración, eólica, geotérmica, hidráulica, solar y undimotriz y mareomotriz.

 

1. Biocombustibles

Los biocombustibles utilizan materiales tan diversos como cereales o aceites desechados para hacer un combustible alternativo a los derivados del petróleo. La fermentación de diversas plantas para convertirlas en alcohol utilizable como gasolina se denomina bioetanol, mientras que los basados en el aceite son losbiodiésel. Los biocombustibles han sido criticados porque no serían tan ecológicos como señalan sus defensores. Por ello, se trabaja en una segunda generación que mejora los procesos tecnológicos, se basa en residuos o en materias primas no alimenticias y cultivados en terrenos no agrícolas o marginales.

2. Biomasa

Las renovables son la alternativa lógica y ecológica a los combustibles fósiles

La biomasa es el conjunto de los residuos orgánicos que genera la sociedad, desde los de la bolsa de basura del consumidor hasta los residuos agrícolas, ganaderos o forestales, según Manuel García, impulsor de Probiomasa, la organización que pretende aprovechar en España la biomasa como energía renovable. Los ciudadanos pueden utilizarla para climatizar sus viviendas y se pueden abastecer de la electricidad creada en instalaciones específicas. La biomasa resuelve el problema del tratamiento de los residuos desaprovechados del campo y el monte; reduce el riesgo de incendios forestales; ofrece otras posibilidades, como su uso como fertilizante en la agricultura; genera gran cantidad de empleo en zonas rurales; y combate el cambio climático.

3. Cogeneración

La cogeneración es un sistema que ahorra energía al producir electricidad y calor a la vez, en lugar de por separado, reduce emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) y contribuye a la seguridad del abastecimiento energético y al desarrollo sostenible, según Javier Rodríguez, director general de Acogen, que representa a este sector en España. Sin embargo, sus detractores recuerdan que utiliza gas natural, un combustible fósil traído en su mayor parte del extranjero.

4. Eólica

La tecnología eólica es una de las renovables más consolidadas y la de más potencial de desarrollo para los próximos años. Los grandes aerogeneradores se han vuelto parte del paisaje de muchas regiones españolas, aunque también han supuesto un impacto ambiental para las aves en algunos casos. Sus impulsores trabajan en mejores e innovadores diseños, como turbinas de una y dos palas, de eje vertical, voladoras, flotantes, minis o híbridos.

5. Geotérmica

La energía geotérmica se produce a partir del calor del interior de la Tierra. La geotermia superficial va de los cero hasta unos 300 metros y a partir de ahí se denomina geotermia profunda. La geotérmica se puede aprovechar en grandes instalaciones, capaces de producir varios megavatios (MW), o en calefacciones de distrito, una especie de calefacción central de un edificio pero para toda una ciudad. Los ciudadanos también pueden instalar sistemas domésticos geotérmicos de calefacción y agua caliente.

6. Hidráulica

Las grandes presas producen el 20% de la electricidad mundial y el 7% de la energía total. La energía hidroeléctrica reduce un 13% la emisión de agentes contaminantes a la atmósfera, aunque también es criticada por su impacto ambiental y social, como la desaparición de bosques, de hábitats de rica fauna y de la biodiversidad acuática o desplazamiento de pueblos y sus habitantes. Lascentrales minihidráulicas utilizan la fuerza de los caudales de los ríos para producir energía y, al igual que su “hermana mayor”, presenta importantes ventajas e inconvenientes.

7. Solar

La energía del sol se aprovecha de muchas formas. Los paneles fotovoltaicosde los tejados son los más conocidos, pero la evolución tecnológica ha logrado cuatro generaciones y diversas variedades: paneles de bajo coste, flexibles, aplicables como una pintura sobre cualquier superficie, paneles solares en órbita alrededor de la Tierra u hojas artificiales que imitan la fotosíntesis de las plantas. La energía solar térmica se aprovecha en instalaciones domésticas y grandes centrales para producir electricidad y calor. Gracias a ella se obtiene calefacción, se calienta el agua en viviendas, piscinas, se cuecen alimentos o se secan productos. El poder calorífico del sol también se utiliza mediante la“Concentración de Energía Solar” (CSP), unos espejos que siguen al sol y concentran su calor en un punto, tanto en grandes instalaciones como a pequeña escala (micro-CSP). Su variante, la fotovoltaica de concentración (CPV), concentra los rayos en unos paneles de alta eficiencia.

8. Undimotriz y mareomotriz

La tecnología undimotriz aprovecha la energía del movimiento de las olas. Diversos prototipos se prueban en países como Portugal, Noruega o España. La fuerza de las mareas también se postula como otra energía renovable más, lamareomotriz, aunque al igual que la undimotriz necesita un desarrollo mayor para ser competitiva.

 

Fuente: consumer.es

 

Las claves para entender los símbolos de reciclaje

ago 28, 2012   //   by José Manuel   //   Guía Reciclaje Residuos, Noticias, Reciclaje, Residuos  //  3 Comments

 

– Imagen: CNICE –No son jeroglíficos ni signos al azar, sino símbolos de reciclaje. Los envases o productos que los llevan nos recuerdan que pueden ser o que han sido reciclados y nos ofrecen información tan diversa, como el tipo de material con que están fabricados o el lugar concreto donde deben depositarse para su conveniente reciclaje. Gracias a ello, los consumidores pueden concienciarse de la importancia de reciclar, un hábito que ayuda a ahorrar energía, materias primas y en el proceso de recogida y eliminación de basuras.

Un envase con el Punto Verde significa que su empresa responsable cumple con la Ley de Residuos. Es decir, se garantiza que al convertirse en residuo este envase se reciclará y valorizará, normalmente mediante el Sistema Integrado de Gestión de Residuos de Envases (SIG), gestionado por Ecoembes. Los envases que pueden llevar este distintivo son de plástico, envases metálicos y envases tipo Brik; de cartón y papel; y de vidrio (en este último caso los gestiona Ecovidrio).

– Imagen: Luzzie –Por su parte, el anillo o círculo de Möbius se ha convertido en el símbolo internacional del reciclaje, si bien ha dado lugar a diversos identificadores. Cuando el anillo figura sin más, significa que el producto o envase está hecho con materiales que pueden ser reciclables. Si el anillo está dentro de un círculo, quiere decir que parte de los materiales del producto o envase se han reciclado. El símbolo puede especificar el porcentaje de producto reciclado que contiene (en este caso, un 20%). Este dato figura, a menudo, en envases y cajas de cartón.

El símbolo “Tidyman”, una figura humana que deposita un residuo en una papelera, indica al consumidor que se responsabilice de deshacerse del mismo en un lugar adecuado.

– Imagen: Luzzie –De manera similar, las botellas de vidrio pueden llevar también un símbolo que combine un anillo de Möbius y un muñeco que deposita uno de estos envases en un contenedor. Se recalca así al consumidor la importancia de utilizar los contenedores o iglúes verdes.

Los siete símbolos del plástico

La gran diversidad de materiales plásticos ha llevado a crear una variada tipología para identificarlos. En este caso, las flechas del anillo – señal de que puede reciclarse de alguna forma- son más estrechas y contienen un número y unas letras que señalan el tipo de material. Un consumidor puede encontrarse en el mercado los siguientes símbolos:

– Imagen: Luzzie –

  1. PET o PETE (Polietileno tereftalato). Es el plástico típico de envases de alimentos y bebidas, gracias a que es ligero, no es caro y es reciclable. Una vez reciclado, el PET se puede utilizar en muebles, alfombras, fibras textiles, piezas de automóvil y, ocasionalmente, en nuevos envases de alimentos.
  2. HDPE (Polietileno de alta densidad). Gracias a su versatilidad y resistencia química se utiliza, sobre todo, en envases, en productos de limpieza de hogar o químicos industriales, como botellas de champú, detergente, cloro, etc. También se emplea en envases de leche, zumos, yogur, agua y bolsas de basura y de supermercado. Se recicla de muy diversas formas, como en tubos, botellas de detergentes y limpiadores, muebles de jardín, botes de aceite, etc.
  3. V o PVC (Vinílicos o Cloruro de Polivinilo). También es muy resistente, por lo que es muy utilizado en limpiadores de ventanas, botellas de detergente, champú, aceites y mangueras, equipamientos médicos, ventanas, tubos de drenaje, materiales para construcción, forro para cables, etc. Aunque no se recicla a menudo, en tal caso se utiliza en paneles, tarimas, canalones de carretera, tapetes, etc. El PVC puede soltar diversas toxinas (no hay que quemarlo ni dejar que toque alimentos), por lo que es preferible utilizar otro tipo de sustancias naturales.
  4. LDPE (Polietileno de baja densidad). Este plástico fuerte, flexible y transparente se puede encontrar en algunas botellas y bolsas muy diversas (de la compra o para comida congelada, pan, etc.), algunos muebles y alfombras, entre otros. Tras su reciclado, se puede utilizar de nuevo en contenedores y papeleras, sobres, paneles, tuberías o baldosas.
  5. PP (Polipropileno). Su alto punto de fusión permite envases capaces de contener líquidos y alimentos calientes. Se utiliza en la fabricación de envases médicos, yogures, pajitas, botes de ketchup, tapas, algunos contenedores de cocina, etc. Al reciclarse se pueden obtener señales luminosas, cables de batería, escobas, cepillos, raspadores de hielo, bastidores de bicicleta, rastrillos, cubos, paletas, bandejas, etc.
  6. PS (Poliestireno). Utilizado en platos y vasos de usar y tirar, hueveras, bandejas de carne, envases de aspirina, cajas de CD, etc. Su bajo punto de fusión hace posible que pueda derretirse en contacto con el calor. Algunas organizaciones ecologistas subrayan que es un material difícil de reciclar (aunque en tal caso se pueden obtener diversos productos) y que puede emitir toxinas.
  7. Otros. En este cajón de sastre se incluyen una gran diversidad de plásticos muy difíciles de reciclar. Con estos materiales se elaboran algunas clases de botellas de agua, materiales a prueba de balas, DVD, gafas de sol, MP3 y PC, ciertos envases de alimentos, etc.

Como variantes de estos símbolos de materiales plásticos se pueden encontrar solo con los números, sin los acrónimos, o con el anillo más grueso de Möbius y, en su interior, el número que corresponda. Si el acrónimo lleva una “R” delante, significa que el producto contiene materiales plásticos reciclados. Por su parte, si el símbolo lleva el acrónimo ABS, se refiere al acrilonitrilo butadieno estireno, un plástico muy duro utilizado en automoción y en usos tanto industriales como domésticos.

– Imagen: Luzzie –Además del vidrio, el papel o algunos plásticos, otros materiales también se pueden reciclar y llevan sus símbolos característicos. Tal es el caso de metales como el aluminio o el acero.

Origen y significado de los símbolos de reciclaje

El símbolo original del reciclaje se creó en 1970, en un concurso de diseño entre estudiantes estadounidenses, organizado por la Container Corporation of America como parte del primer Día de la Tierra. El ganador fue Gary Anderson, un estudiante de último curso de la Universidad de California del Sur, en Los Ángeles.

El símbolo es un círculo de Möbius y cada una de sus tres flechas representa uno de los pasos del proceso de reciclaje: recogida de materiales para reciclar, el proceso mismo del reciclaje y la compra de estos productos reciclados, de manera que el sistema continúa una y otra vez. Anderson se basó en su diseño en la banda descubierta en 1858 por el matemático y astrónomo alemán August Ferdinand Möbius (1790-1868).

El símbolo del Punto Verde lo creó en 1991 la empresa privada alemana sin ánimo de lucro Duales System Deutschland AG. Luego lo adoptaron otros países de la Unión Europea (UE) y, en 1994, los Estados miembros decidieron que fuera la marca para la Directiva Europea de Envases y Residuos de Envases. En Estados Unidos también se utiliza, aunque en este caso las empresas que lo colocan en sus envases no solo se comprometen a reciclar, sino también a reducir el uso de material de envasado y que este sea más fácil de reciclar.

El reciclaje aumenta en España

Los consumidores están cada vez más concienciados por el reciclaje. Así al menos se deduce de los datos que los principales Sistemas Integrados de Gestión de Residuos (SIG) ofrecen cada año. Según Ecoembes, en 2010 se recicló el 45,3% de los envases de plástico (323.030 toneladas), el 83% de los envases de cartón y papel(646.186 toneladas) y el 71,5% de metales (240.710 toneladas).

La Asociación Española de Fabricantes de Pasta, Papel y Cartón (Aspapel) asegura que el reciclaje de papel y cartón en España creció un 11% en 2010, equivalente a 4,6 millones de toneladas. Se ahorró así un volumen en vertedero de más de 45 grandes estadios de fútbol.

Por su parte, un 79,2% de los españoles afirma reciclar vidrio siempre, según un estudio de Ecovidrio. El perfil del ciudadano que declara reciclar siempre sus envases de vidrio es mujer, mayor de 44 años y residente en Aragón, La Rioja, Navarra, Cataluña y País Vasco.

Algunas iniciativas impulsadas en ciertas comunidades autónomas deberían ser un ejemplo que seguir. Es el caso de la Mancomunidad de Sanmarko, en Gipuzkoa. Sus responsables destacan por el impulso de las medidas de reciclaje de envases, de la recogida de aceite usado, o del sistema “puerta a puerta” de recogida de residuos.

Fuente: consumer.es

Información General sobre Producción y Gestión de Residuos MARCO NORMATIVO Ley 22/2011, de 28 de julio, de residuos y suelos contaminados. (BOE 181, de 29 de julio de 2011)

jun 10, 2012   //   by lodosmurcia   //   Guía Reciclaje Residuos, Medioambiente, Reciclaje, Residuos  //  60 Comments

Ley 22/2011, de 28 de julio, de residuos y suelos contaminados. (BOE 181, de 29 de julio de 2011)
En un contexto europeo en el que la producción de residuos se encuentra en continuo aumento y en el que la actividad económica vinculada a los residuos alcanza cada vez mayor importancia, tanto por su envergadura como por su repercusión directa en la sostenibilidad del modelo económico europeo, el Sexto Programa de Acción Comunitario en Materia de Medio Ambiente exhortaba a la revisión de la legislación sobre residuos, a la distinción clara entre residuos y no residuos, y al desarrollo de medidas relativas a la prevención y gestión de residuos, incluido el establecimiento de objetivos. En el mismo sentido, la Comunicación de la Comisión de 27 de mayo de 2003, «Hacia una estrategia temática para la prevención y el reciclado de residuos»; instaba a avanzar en su revisión.
Todo ello llevó a la sustitución del anterior régimen jurídico comunitario de residuos y a la promulgación de la Directiva 2008/98/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 19 de noviembre de 2008, sobre los residuos y por la que se derogan determinadas Directivas integrándolas en una única norma («Directiva marco de residuos» en adelante). Esta nueva Directiva establece el marco jurídico de la Unión Europea para la gestión de los residuos, proporciona los instrumentos que permiten disociar la relación existente entre crecimiento económico y producción de residuos, haciendo especial hincapié en la prevención, entendida como el conjunto de medidas adoptadas antes de que un producto se convierta en residuo, para reducir tanto la cantidad y contenido en sustancias peligrosas como los impactos adversos sobre la salud humana y el medio ambiente de los residuos generados. Así incorpora el principio de jerarquía en la producción y gestión de residuos que ha de centrarse en la prevención, la preparación para la reutilización, el reciclaje u otras formas de valorización, incluida la valorización energética y aspira a transformar la Unión Europea en una «sociedad del reciclado» y contribuir a la lucha contra el cambio climático.
La transposición de esta Directiva en nuestro ordenamiento jurídico interno se lleva a cabo a través de esta Ley que sustituye a la anteriormente vigente Ley 10/1998, de 21 de abril, de Residuos.
La necesaria modificación de nuestro marco legislativo interno en materia de residuos para su adaptación a las modificaciones del derecho comunitario, es, asimismo, una oportunidad para actualizar y mejorar el régimen previsto en la anteriormente vigente Ley 10/1998, de 21 de abril. Esta Ley estableció en su día la primera regulación con carácter general de los residuos en nuestro ordenamiento jurídico. En los doce años de aplicación de esta norma las administraciones públicas, los productores y los gestores de residuos han adquirido una experiencia y formación en este campo mucho mayor que la existente en el momento de la aprobación de la norma anterior y, por otra parte, la prevención, producción y gestión de los residuos, y los principios que la inspiran, han experimentado una importante evolución. Por otro lado, siendo la lucha contra el cambio climático una prioridad de la política ambiental y aunque la contribución de los residuos al cambio climático es pequeña en relación con el resto de sectores, existe un potencial significativo de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero, asociado al sector de los residuos.
Por todo ello, la transposición de la Directiva marco de residuos y la sustitución de la anterior Ley de residuos hacen necesaria la actualización del régimen jurídico de la producción y gestión de residuos a la luz de la experiencia adquirida, de las lagunas detectadas, y de la evolución y modernización de la política de residuos. Además la presente Ley en el marco de los principios básicos de protección de la salud humana y del medio ambiente, orienta la política de residuos conforme al principio de jerarquía en la producción y gestión de los mismos, maximizando el aprovechamiento de los recursos y minimizando los impactos de la producción y gestión de residuos. La nueva Ley promueve la implantación de medidas de prevención, la reutilización y el reciclado de los residuos, y conforme a lo que establece la Directiva marco permite calificar como operación de valorización la incineración de residuos domésticos mezclados sólo cuando ésta se produce con un determinado nivel de eficiencia energética; asimismo, aspira a aumentar la transparencia y la eficacia ambiental y económica de las actividades de gestión de residuos. Finalmente, forma parte del espíritu de la Ley promover la innovación en la prevención y gestión de los residuos, para facilitar el desarrollo de las soluciones con mayor valor para la sociedad en cada momento, lo que sin duda incidirá en la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero asociadas a este sector y contribuirá a la conservación del clima.
 Legislación aplicable.
RESIDUOS EN GENERAL:
Orden MAM/304/2002, de 8 de febrero, por la que se publican las operaciones de valorización y eliminación de residuos y la lista europea de residuos.  (BOE nº 43 de 19/02/2002). Corrección de errores de la Orden MAM/304/2002, de 8 de febrero, por la que se publican las operaciones de valorización y eliminación y la lista europea de residuos  (BOE nº61, 12/03/02).
RESIDUOS PELIGROSOS
La normativa aplicable está desarrollada en el Real Decreto 833/1988, de 20 de julio , por el que se aprueba el Reglamento para la ejecución de la Ley 20/1986, de 14 de mayo, Básica de Residuos Tóxicos y Peligrosos. (BOE de 30/07/88), y su modificación del RD 952/1997, de 20 de junio , por el que se modifica el Reglamento para la ejecución de la Ley 20/1986, de 14 de mayo, Básica de Residuos Tóxicos y Peligrosos, aprobado mediante Real Decreto 833/88, de 20 de julio (BOE de 5/07/97).
 
A los efectos de la Ley 22/2011, de 28 de julio, de residuos y suelos contaminados se entenderá por:
a) «Residuo»: cualquier sustancia u objeto que su poseedor deseche o tenga la intención o la obligación de desechar.
b) «Residuos domésticos»: residuos generados en los hogares como consecuencia de las actividades domésticas. Se consideran también residuos domésticos los similares a los anteriores generados en servicios e industrias.
Se incluyen también en esta categoría los residuos que se generan en los hogares de aparatos eléctricos y electrónicos, ropa, pilas, acumuladores, muebles y enseres así como los residuos y escombros procedentes de obras menores de construcción y reparación domiciliaria.
Tendrán la consideración de residuos domésticos los residuos procedentes de limpieza de vías públicas, zonas verdes, áreas recreativas y playas, los animales domésticos muertos y los vehículos abandonados.
c) «Residuos comerciales»: residuos generados por la actividad propia del comercio, al por mayor y al por menor, de los servicios de restauración y bares, de las oficinas y de los mercados, así como del resto del sector servicios.
d) «Residuos industriales»: residuos resultantes de los procesos de fabricación, de transformación, de utilización, de consumo, de limpieza o de mantenimiento generados por la actividad industrial, excluidas las emisiones a la atmósfera reguladas en la Ley 34/2007, de 15 de noviembre.
e) «Residuo peligroso»: residuo que presenta una o varias de las características peligrosas enumeradas en el anexo III, y aquél que pueda aprobar el Gobierno de conformidad con lo establecido en la normativa europea o en los convenios internacionales de los que España sea parte, así como los recipientes y envases que los hayan contenido.
f) «Aceites usados»: todos los aceites minerales o sintéticos, industriales o de lubricación, que hayan dejado de ser aptos para el uso originalmente previsto, como los aceites usados de motores de combustión y los aceites de cajas de cambios, los aceites lubricantes, los aceites para turbinas y los aceites hidráulicos.
g) «Biorresiduo»: residuo biodegradable de jardines y parques, residuos alimenticios y de cocina procedentes de hogares, restaurantes, servicios de restauración colectiva y establecimientos de venta al por menor; así como, residuos comparables procedentes de plantas de procesado de alimentos.
h) «Prevención»: conjunto de medidas adoptadas en la fase de concepción y diseño, de producción, de distribución y de consumo de una sustancia, material o producto, para reducir:
1.º La cantidad de residuo, incluso mediante la reutilización de los productos o el alargamiento de la vida útil de los productos.
2.º Los impactos adversos sobre el medio ambiente y la salud humana de los residuos generados, incluyendo el ahorro en el uso de materiales o energía.
3.º El contenido de sustancias nocivas en materiales y productos.
i) «Productor de residuos»: cualquier persona física o jurídica cuya actividad produzca residuos (productor inicial de residuos) o cualquier persona que efectúe operaciones de tratamiento previo, de mezcla o de otro tipo, que ocasionen un cambio de naturaleza o de composición de esos residuos. En el caso de las mercancías retiradas por los servicios de control e inspección en las instalaciones fronterizas se considerará productor de residuos al representante de la mercancía, o bien al importador o exportador de la misma.
j) «Poseedor de residuos»: el productor de residuos u otra persona física o jurídica que esté en posesión de residuos.
k) «Negociante»: toda persona física o jurídica que actúe por cuenta propia en la compra y posterior venta de residuos, incluidos los negociantes que no tomen posesión física de los residuos.
l) «Agente»: toda persona física o jurídica que organiza la valorización o la eliminación de residuos por encargo de terceros, incluidos los agentes que no tomen posesión física de los residuos.
m) «Gestión de residuos»: la recogida, el transporte y tratamiento de los residuos, incluida la vigilancia de estas operaciones, así como el mantenimiento posterior al cierre de los vertederos, incluidas las actuaciones realizadas en calidad de negociante o agente.
n) «Gestor de residuos»: la persona o entidad, pública o privada, registrada mediante autorización o comunicación que realice cualquiera de las operaciones que componen la gestión de los residuos, sea o no el productor de los mismos.
ñ) «Recogida»: operación consistente en el acopio de residuos, incluida la clasificación y almacenamiento iniciales para su transporte a una instalación de tratamiento.
o) «Recogida separada»: la recogida en la que un flujo de residuos se mantiene por separado, según su tipo y naturaleza, para facilitar un tratamiento específico.
p) «Reutilización»: cualquier operación mediante la cual productos o componentes de productos que no sean residuos se utilizan de nuevo con la misma finalidad para la que fueron concebidos.
q) «Tratamiento»: las operaciones de valorización o eliminación, incluida la preparación anterior a la valorización o eliminación.
r) «Valorización»: cualquier operación cuyo resultado principal sea que el residuo sirva a una finalidad útil al sustituir a otros materiales, que de otro modo se habrían utilizado para cumplir una función particular, o que el residuo sea preparado para cumplir esa función en la instalación o en la economía en general. En el anexo II se recoge una lista no exhaustiva de operaciones de valorización.
s) «Preparación para la reutilización»: la operación de valorización consistente en la comprobación, limpieza o reparación, mediante la cual productos o componentes de productos que se hayan convertido en residuos se preparan para que puedan reutilizarse sin ninguna otra transformación previa.
t) «Reciclado»: toda operación de valorización mediante la cual los materiales de residuos son transformados de nuevo en productos, materiales o sustancias, tanto si es con la finalidad original como con cualquier otra finalidad. Incluye la transformación del material orgánico, pero no la valorización energética ni la transformación en materiales que se vayan a usar como combustibles o para operaciones de relleno.
u) «Regeneración de aceites usados»: cualquier operación de reciclado que permita producir aceites de base mediante el refinado de aceites usados, en particular mediante la retirada de los contaminantes, los productos de la oxidación y los aditivos que contengan dichos aceites.
v) «Eliminación»: cualquier operación que no sea la valorización, incluso cuando la operación tenga como consecuencia secundaria el aprovechamiento de sustancias o energía. En el anexo I se recoge una lista no exhaustiva de operaciones de eliminación.
w) «Mejores técnicas disponibles»: las mejores técnicas disponibles tal y como se definen en el artículo 3, apartado ñ), de la Ley 16/2002, de 1 de julio, de prevención y control integrados de la contaminación.
x) «Suelo contaminado»: aquel cuyas características han sido alteradas negativamente por la presencia de componentes químicos de carácter peligroso procedentes de la actividad humana, en concentración tal que comporte un riesgo inaceptable para la salud humana o el medio ambiente, de acuerdo con los criterios y estándares que se determinen por el Gobierno, y así se haya declarado mediante resolución expresa.
y) «Compost»: enmienda orgánica obtenida a partir del tratamiento biológico aerobio y termófilo de residuos biodegradables recogidos separadamente. No se considerará compost el material orgánico obtenido de las plantas de tratamiento mecánico biológico de residuos mezclados, que se denominará material bioestabilizado.

¿Qué son los residuos sólidos urbanos?

abr 20, 2011   //   by lodosmurcia   //   Guía Reciclaje Residuos, Medioambiente, Residuos  //  No Comments

Escombros, baldosas, cemento, plásticos, madera… Acabamos de hacer una reforma en casa y el contenedor de obra está a rebosar. Un camión vendrá a buscarlo, pero… ¿dónde van a parar estos residuos? Su correcto tratamiento es fundamental para evitar que terminen tirados en un descampado o en un vertedero no controlado.

Los escombros pertenecen al grupo de residuos sólidos urbanos (RSU), definidos por laLey de Residuos como aquéllos generados en los domicilios particulares, comercios, oficinas y servicios -sin calificación de peligrosos. Los escombros son sólo una pequeña parte de estos residuos; hay muchos tipos más:

materia orgánica (restos de alimentos o jardinería),
papel y cartón (periódicos, revistas, embalajes, cajas, envases…),
plástico (botellas, bolsas, embalajes…),
vidrio (botellas, frascos…),
metales (latas de conserva, botes),
maderas (muebles),
textiles (ropa, elementos decorativos del hogar…), y
otros residuos de composición variada.

En España, la cantidad de RSU generada por habitante y día es de alrededor 1 kilo, y el depósito incontrolado de basuras o la no selección de éstas produce graves daños al medio ambiente. Para evitarlos, existen diferentes tratamientos, como laseparación y recogida selectiva en contenedores (vidrio,plástico, cartón, pilas…) o la recogida general en contenedores de basura, desde donde los residuos se transportan a vertederos o plantas de selección y tratamiento. La incineración es otro proceso muy habitual para reducir de forma eficaz el volumen de residuos y de la cual se obtienen grandes cantidades de energía. Su gran problema es que genera gases contaminantes, algunos muy peligrosos para la salud (como las dioxinas). Con la materia orgánica se puede hacer “compost” a través del compostaje, y luego utilizar esa materia para abonar suelos, alimentar al ganado e incluso obtener combustible. Para tenerlo claro, sólo hay que buscar los símbolos de reciclaje en los envases y llevar los residuos al punto limpio que les corresponda.

¿Y qué hacemos con los escombros?

En el caso de los escombros, el Real Decreto 105/2008 prohíbe tirar residuos en vertederos que no hayan pasado antes por una planta de tratamiento donde se haya extraído todo aquello que pueda ser reciclado. En estos centros de selección se aprovecha todo lo posible y el resto se lleva a vertederos. En este punto, es esencial que los vertederos estén controlados y cuenten con un acondicionamiento para minimizar la contaminación ambiental (aire, tierra y agua), los efectos perjudiciales sobre la salud pública (por la contaminación ambiental y por la posible transmisión de enfermedades infecciosas) y el impacto paisajístico.

Con todo, hay que recordar que la composición de la basura es reflejo de la actual sociedad de consumo cuyos hábitos están dirigidos a la compra de productos de “usar y tirar” que nos conducen a una irrefrenable generación de residuos.

Fuentes:  Ayuntamiento de Castro Urdiales / Ateneo Naider / miliarium.com /UNED / Flickr

Categorías

Archivos

Buscar gasolineras

Tecnología de
noviembre 2017
L M X J V S D
« mar    
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930  
UA-34868495-1css.php
Folder Name